Beber agua en las comidas: ¿engorda o adelgaza?

La hidratación es esencial para nuestro cuerpo, y el agua es la bebida por excelencia para mantenernos hidratados. Sin embargo, existe un mito muy extendido que sugiere que beber agua durante las comidas engorda.

En este artículo vamos a analizar la verdad detrás de esta afirmación, así como otros beneficios de beber agua durante las comidas.

¿El agua durante las comidas engorda?

Esta es una de las preguntas más frecuentes relacionadas con el consumo de agua durante las comidas.

La verdad es que el agua no contiene calorías, lo que significa que beberla antes, durante o después de las comidas no puede hacernos engordar. De hecho, beber agua durante las comidas puede tener efectos positivos en nuestro cuerpo.

Beneficios de beber agua durante las comidas

Beber agua durante las comidas puede tener varios beneficios para nuestra salud y bienestar.

Aquí te presentamos algunos de ellos:

  1. Ayuda a la digestión: el agua es esencial para el proceso de digestión, ya que ayuda a disolver los nutrientes y los hace más accesibles para nuestro cuerpo. Además, beber agua durante las comidas puede ayudar a prevenir el estreñimiento.
  2. Controla el apetito: beber agua durante las comidas puede ayudarnos a controlar nuestro apetito y evitar comer en exceso. El agua llena nuestro estómago y nos hace sentir más saciados, lo que significa que es menos probable que sigamos comiendo después de haber satisfecho nuestras necesidades nutricionales.
  3. Promueve la hidratación: como mencionamos anteriormente, el agua es esencial para mantenernos hidratados. Beber agua durante las comidas puede ayudarnos a cumplir con nuestra ingesta diaria recomendada de líquidos.

¿El agua durante las comidas provoca retención de líquidos?

Otro mito muy común es que beber agua durante las comidas puede provocar retención de líquidos.

La verdad es que en personas sanas, beber agua durante las comidas no causa retención de líquidos. De hecho, el agua puede estimular el funcionamiento de los riñones y ayudar a eliminar líquidos del cuerpo.

Por lo tanto, si estás tratando de controlar la retención de líquidos, beber agua durante las comidas no debería ser un problema.

Al contrario, puede ser una forma efectiva de mantenerse hidratado y estimular la eliminación de líquidos.

Conclusiones

En resumen, beber agua durante las comidas no engorda, y puede ser beneficioso para nuestra salud y bienestar.

Además de los beneficios mencionados anteriormente, beber agua durante las comidas puede ayudar a reducir los antojos de comida y a mantener una buena hidratación.

Así que la próxima vez que te sientes a comer, asegúrate de tener un vaso de agua a mano para disfrutar de sus beneficios.

Y recuerda que puedes contar con nuestro equipo de dietistas-nutricionistas para ayudarte con tu alimentación y la de tu familia. No dudes en contactar con nosotras.

Abrir chat
1
Escanea el código
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?